Santa María de la Loma es una Reserva Natural de la Sociedad Civil. Además del cuidado de la biodiversidad en la cuenca media del río Otún, desde el año 2009 se viene consolidando como   un espacio de encuentro y reflexión  colectiva para la construcción de herramientas prácticas que conlleven a una vida sostenible, a partir de la apropiación social del conocimiento alrededor de las  "tecnologías apropiadas".